miércoles, 30 noviembre 2022
Visitas totales a la web: 88112551

El portal de los profesionales de seguridad y emergencias

Nº 1 del mundo en español en seguridad global

Soluciones de seguridad global

La gesta de la teniente María Sol, primera mujer en el GAR, el grupo de élite de la Guardia Civil.

MagasIN

María Sol Rodríguez ha superado el curso del Grupo de Acción Rápida (GAR) más difícil del cuerpo para convertirse en la primera mujer que forma parte de estos agentes de élite.

La teniente de la Guardia Civil María Sol Rodríguez tiene sólo 25 años y acaba de hacer historia, con mayúsculas, en  el cuerpo que pertenece: es la primera mujer en entrar en la unidad de élite de la Guardia Civil, el Grupo de Acción Rápida (GAR).

Este jueves, junto con 42 compañeros más, entre agentes y militares, ha recogido su licencia de las manos de la primera mujer que dirige el cuerpo, María Gámez, en un curso al que se presentaron 84 aspirantes. 

«Eres la primera, eres la única en este momento, pero no estás sola, estás acompañada de todos tus compañeros que comparten con la Guardia Civil la idea de que las mujeres pueden estar donde quieran estar, donde consigan llegar con su esfuerzo y dedicación», ha subrayado Gámez en referencia a María Sol Rodríguez.

Clausura del LI Curso de Adiestramientos Especiales (ADE) del GAR

La teniente, nacida en Valladolid, estaba destinada en Manacor (Islas Baleares) cuando tuvo claro que lo que quería era ser un GAR, la primera GAR de hecho. Era su sueño, su objetivo y se ha mostrado muy feliz de haberlo superado.

La propia María Gámez ha destacado que se necesita una fuerte preparación física pero también mental para poder sacar con éxito el curso más difícil de la Guardia Civil: «Lo exigente de este curso es no sólo por el esfuerzo físico sino también por la gran capacidad de adaptación psicológica que requiere».

La teniente María Sol Rodríguez, en una imagen de RTVE.
La teniente María Sol Rodríguez, en una imagen de RTVE.

En declaraciones a RTVE, María Sol Rodríguez ha reconocido que lo más duro para ellas «han sido las marchas de montañas en las que podíamos estar entre 10 y 12 horas con 25 kilos». Pero también se la ha visto descender de un helicóptero y hasta hacer rápel. Tienen que ser capaces de moverse en cualquier medio para actuar de la manera más rápida y en las situaciones más complicadas.

Para su reto personal no se ha interpuesto ni su talla ni su peso ni mucho menos su género. Por eso, la teniente espera estar pronto acompañada de más compañeras: «Espero no estar sola mucho tiempo y que la persona que quiera de verdad luchar por ello y quiera a la Guardia Civil, lo consiga».

«Llegar aquí no es un camino fácil y hay mucha gente que se queda en el camino. Pero ya habéis alcanzado el final superando uno de los cursos más exigentes y duros de la enseñanza de perfeccionamiento de la Guardia Civil», ha afirmado María Gámez.

La directora de la Guardia Civil ha participado en la clausura del curso en Logroño donde ha alabado que «los valores son los que sostienen a la Guardia Civil y al GAR: el esfuerzo y el trabajo son las divisas que definen a este grupo de élite», que tiene como máximas «el amor al servicio, pero también la especialización, la resistencia, la profesionalidad, el compañerismo y la implicación». 


Fecha de publicaciónmarzo 25, 2021

BELT.ES no se hace responsable de las opiniones de los artículos reproducidos en nuestra Revista de Prensa, ni hace necesariamente suyas las opiniones y criterios expresados. La difusión de la información reproducida se realiza sin fines comerciales. 

Listado de Expertos

Recomendado

Profesión militar: Obediencia debida frente a la obligación de disentir

Con ocasión de la realización de estudios en el Instituto Universitario Gutiérrez Mellado tuve la ocasión de leer y analizar una serie de documentos de opinión que trataban en profundidad las diferentes facetas presentes en el campo de las relaciones cívico-militares; temas que , habitualmente, no han estado presentes en los diferentes cursos y actividades formativas en la enseñanza militar, ni, por supuesto, en la civil.

El amor de Macarena Olona por la Guardia Civil empieza por su pareja, un joven oficial condecorado

El padre de su hijo llegó a la Benemérita como militar de carrera y, los que le...

La artillería ‘made in USA’ comprada por Marruecos que deja fuera de juego a España

El país magrebí sigue reforzando sus fuerzas armadas a golpe de talonario, y no lo hace de...

Últimas noticias

Sistemas de Extinción por Gas: Manual Práctico para el Diseño, Instalación y Mantenimiento

Este Documento Técnico tiene como objetivo dar a conocer las peculiaridades de los Sistemas de Extinción por...

A CSO’s challenge for building a global risk strategy

Without a strategy, security plans are almost impossible to implement, and C-suite engagement can be jeopardized Global security risks...

Este timbre para bicicletas es el lugar perfecto para esconder un AirTag sin que los ladrones lo sepan

Los AirTags de Apple desbancaron con su nacimiento al resto de opciones del mercado entre los usuarios de Apple. Esta solución de rastreo se...

Este timbre para bicicleta es el lugar perfecto para esconder un AirTag sin que los ladrones lo sepan

Bajo un timbre o un portabotellas, esta compañía ha ideado unos escondites para colocar los rastreadores a prueba de robos y pérdidas.

El acuífero detrítico terciario, la gran fuente de agua que abastece todo Madrid

Casi dos tercios de todo el territorio de la Comunidad de Madrid se dispone sobre alguna masa de agua subterránea. La abundancia de este recurso marcó incluso la evolución del lugar, y es que hasta mediados del siglo XIX, la población se abastecía exclusivamente de las aguas subterráneas mediante los denominados 'viajes del agua'.