sábado, 6 junio 2020
Visitas totales a la web: 85802733

El portal de los profesionales de seguridad y emergencias

Nº 1 del mundo en español en seguridad global

Soluciones de seguridad global

Nosotros los soldados: Anécdotas curiosas, divertidas, sorprendentes.

José Manuel Mollá Ayuso: General de División (R). XXV Promoción de la AGM.
Arma de Infantería. Diplomado en Estado Mayor del E.T. y Conjunto. Hijo Adoptivo de Bailén.
Editorial: El Criticón. Páginas: 218. Precio: 20,80€

Entre septiembre de 1966 (ingreso en la Academia General Militar de Zaragoza con la XXV promoción) y el 10 de noviembre de 2010 (pase a la situación de retirado como general de división), han transcurrido 44 años en los que he vivido la milicia de una forma intensa y gratificante, ante mi convencimiento de que estaba exactamente en el sitio en el que quería estar. Mi vocación nunca menguó y tampoco mi agradecimiento a la Institución que, si bien es verdad que exprime a sus soldados, les da muchas satisfacciones, además de algún mal rato, que de todo hay.

En mi caso, el agradecimiento se ve aumentado por las importantes responsabilidades que las Fuerzas Armadas han puesto sobre mis hombros y que más que pesarme, han supuesto un premio del que he disfrutado a pesar de las adversidades que he tenido que afrontar.

Dejo pues aparte los momentos más duros, con la resistencia física a punto de quebrarse, y las muchas jornadas de trabajo serio y riguroso, y las guardias y los servicios. Me aparto de las muchas horas dedicadas al estudio, tres años preparando la durísima oposición de ingreso en la AGM, los cuatro de carrera y los tres estresantes de la Escuela de Estado Mayor. No contabilizo las infinitas horas dedicadas a conseguir, ya con 47 años y solo sabiendo francés, el título militar del idioma inglés, esa lengua inventada por el enemigo para que no entiendas lo que te dicen, aunque la hayas estudiado de forma intensa.

Dejo también a un lado, con un emotivo recuerdo, los peores momentos por la pérdida de compañeros caídos, en acto de servicio o a manos de la miserable banda terrorista, o simplemente por causas naturales.

Me centraré pues en los momentos más divertidos, extraños, sorprendentes, chuscos o curiosos con cuyo relato espero entretener a mis lectores, y si es posible, sacarles alguna sonrisa.


Soy más aficionado a escribir y dar conferencias sobre temas militares y sobre nuestra Historia, pero también escribí un libro de humor, “Los nietos del General”, en el que relato cómo, para ganármelos, empleo fantásticas tácticas en las que soy un profesional, pero que todas y cada una de ellas fracasan miserablemente, ante factores no contemplados en esta juventud.

Como el libro tuvo bastante éxito, me pregunté por qué no contar tantas anécdotas vividas en más de 40 años de servicio en el Ejército y que tanto nos hacen reír cuando me reúno con mis compañeros de fatigas e incluso con mis amigos civiles.

Y así nace este libro, que ya tiene el premio de lo que me he divertido escribiéndolo, y que aspira a sacar algunas sonrisas de quien lo lea.

Un saludo del Autor

Fecha de publicaciónjulio 27, 2019

BELT.ES no se hace responsable de las opiniones de los artículos reproducidos en nuestra Revista de Prensa, ni hace necesariamente suyas las opiniones y criterios expresados. La difusión de la información reproducida se realiza sin fines comerciales. 

Listado de Expertos

Recomendado

Profesión militar: Obediencia debida frente a la obligación de disentir

Con ocasión de la realización de estudios en el Instituto Universitario Gutiérrez Mellado tuve la ocasión de leer y analizar una serie de documentos de opinión que trataban en profundidad las diferentes facetas presentes en el campo de las relaciones cívico-militares; temas que , habitualmente, no han estado presentes en los diferentes cursos y actividades formativas en la enseñanza militar, ni, por supuesto, en la civil.

UME, para servir

Uno se pregunta, al ver las estadísticas de bajas, por qué no funcionarán los gobernantes con la misma prontitud y eficacia que los militares. Circula un video en el que un general, a pesar de la mascarilla, explica claramente el funcionamiento de las Unidades militares; una perfecta organización en la que un estado mayor planea y dirige las operaciones en curso, mientras otro va programando las operaciones futuras. Todo un engranaje funcionando con eficacia, en silencio y sin alardes, donde cada elemento sabe lo que tiene que hacer y cómo hacerlo, sacando el máximo rendimiento de sus escasos medios, y a pesar de lo imprevisto y desconocido de un enemigo que dio la cara cuando ya estaba dentro.

La increíble historia de los 5 amigos que han traído a España los robots antiCovid-19

Cinco amigos empezaron a pensar el 13 de marzo qué podían hacer para combatir al coronavirus, y...

Últimas noticias

Supercomputers hacked across Europe to mine cryptocurrency

Confirmed infections have been reported in the UK, Germany, and Switzerland. Another suspected infection was reported in...

No empezó en un mercado: ¿por qué no estábamos preparados para el coronavirus?

El divulgador estadounidense autor de 'Contagio', el mejor libro sobre la evolución de las pandemias, analiza en este artículo magistral por qué...

Aligning Security Services with Business Objectives

The primary goal of the Information Protection Playbook is to serve as a comprehensive resource for information protection (IP) professionals who must...

China set to impose new Hong Kong security law, Trump warns of strong U.S. reaction

China is set to impose new national security legislation on Hong Kong after last year’s pro-democracy unrest, a Chinese official said on...

¿Y el virus qué piensa?

Mientras estamos enredados en emociones, sentimientos y discusiones ideológicas, el coronavirus ¿en qué piensa? Evidentemente, en nada, apenas es una molécula de...