domingo, 24 octubre 2021
Visitas totales a la web: 86925320

El portal de los profesionales de seguridad y emergencias

Nº 1 del mundo en español en seguridad global

Soluciones de seguridad global

Hospital Enfermera Isabel Zendal, baluarte frente a la Covid-19

Carlos Jiménez Alonso. Ingeniero Industrial E-MBA con más de 15 años de experiencia en el sector sanitario. Ingeniero voluntario en el Hospital Milagro de Ifema en el 2020 y en el Hospital Geriatrico de Jericó (territorio palestino) en el 2010 y 2011.

El Hospital Enfermera Isabel Zendal es un hito histórico sin precedentes de la ingeniería hospitalaria que refuerza el sistema sanitario madrileño, y sin embargo este nuevo hospital público está siendo sometido a una feroz campaña de desprestigio basada en consignas simplistas y en su mayoría falsas. ¿Por qué?

Comencemos, si os parece, por reflexionar sobre la función que tiene, la razón de ser de este hospital.

En el corto plazo incrementa la capacidad hospitalaria de la sanidad madrileña en 960 camas, repartidas en 20 unidades de hospitalización con 48 camas cada una, así como en 48 puestos de críticos. Las diferentes unidades se están poniendo en marcha según van resultando necesarias en base al incremento de la presión asistencial. De los tres módulos de hospitalización con los que cuenta este hospital, se comenzó por abrir uno a finales del año pasado y recientemente se ha abierto otro más.

Ahora, ¿tiene sentido incrementar rápidamente la capacidad hospitalaria en Madrid? La respuesta es un claro e inequívoco sí, pues ayudara a hacer frente a la tercera ola de la pandemia en la que nos encontramos inmersos (como lo hizo el Hospital Milagro de Ifema durante la primera), reduciendo el riesgo de desbordamiento y liberando camas en el resto de los hospitales permitiendo que se destinen al tratamiento de otras patologías (no olvidemos que en 2020 se ha producido un elevado exceso de mortalidad en pacientes con patologías tiempo dependientes como consecuencia de las interferencias en la atención sanitaria causadas por la pandemia).

No alt text provided for this image

En el medio y largo plazo, el Hospital Enfermera Isabel Zendal albergará:

·       Una moderna nueva sede para el SUMMA 112.

·       Un laboratorio de alta complejidad.

·       Un centro logístico-almacén de 7.900 metros cuadrados que facilitará la centralización de la logística del SERMAS (Servicio Madrileño de Salud).

·       Tres pabellones versátiles, que en diferentes configuraciones podrán hacer frente a diferentes necesidades.

Desde hace tiempo nos encontramos inmersos en un entorno que podríamos calificar como VUCA (volátil, incierto, complejo y ambiguo), el cual nos obliga a ser muy flexibles y a adaptarnos cada vez más más deprisa a continuos cambios. Esta realidad está demoliendo uno tras otro los paradigmas por los que nos veníamos rigiendo. Es por ello por lo que un hospital diseñado de partida bajo un precepto de flexibilidad parece ser una buena idea, una muy buena idea de hecho. No olvidemos que ninguno sabemos lo que está por venir.

Una infraestructura libre, no bloqueada por actividad asistencial ordinaria es susceptible de adaptarse rápidamente a los usos que resulten necesarios ante diferentes escenarios, como pudieran ser accidentes de aviación o ferroviarios, atentados, pandemias de cualquier índole, grandes reformas en otros hospitales que requieran de espacios de hospitalización a los que derivar pacientes, listas de espera tanto quirúrgicas como de pruebas diagnósticas que puedan ser drásticamente reducidas, así como muchos otros usos que no siquiera somos capaces de prever en estos momentos.

Durante esta pandemia, el incremento de la capacidad en hospitalización y unidades de críticos no es algo que se haya realizado de forma exclusiva en Madrid, lo hemos visto en Andalucía con la puesta en marcha del antiguo hospital militar de Sevilla o en Cataluña, con la construcción de edificios anexos a cinco hospitales.

En Madrid, dónde no tenemos dispersión geográfica, se ha optado por centralizar una gran parte de esta capacidad adicional en un hospital independiente flexible y polivalenteque pueda dar respuesta temprana ante las diferentes emergencias que se puedan producir. La configuración en hospital independiente asegura que esta flexibilidad y polivalencia perduren en el tiempo.

No alt text provided for this image

Quisiera hacer énfasis en señalar que el Hospital Enfermera Isabel Zendal no es la única infraestructura sanitaria nueva con la que cuenta Madrid, pues han sido muchas las actuaciones en este sentido realizadas el año pasado, entre las que enumeraría a modo de ejemplo la nueva UCI del Hospital General Universitario Gregorio Marañón de hasta 35 boxes construida en la antigua biblioteca (la UCI más moderna de Europa), la habilitación del gimnasio del Hospital Universitario La Paz para pacientes Covid-19 o la mejora y ampliación de las urgencias del Hospital Universitario 12 de Octubre

No alt text provided for this image

Si analizamos los plazos de ejecución del Hospital Enfermera Isabel Zendal, quisiera comenzar reconociendo que, como ingeniero industrial con más de 15 años de experiencia en el sector hospitalario, habiendo participado activamente y con responsabilidad en la construcción, puesta en marcha y apertura de varios hospitales públicos, con el aprendizaje que he tenido la suerte de obtener desde la posición de presidente de la Comisión de Ingeniería Médica y Sanitaria del Colegio y Asociación de Ingenieros Industriales de Madrid que ocupo desde su constitución en el 2012, hace menos de un año hubiese afirmado categóricamente que concebir, diseñar y construir un hospital de 80.000 m2 en poco más de tres meses era algo materialmente imposible.

No alt text provided for this image

La construcción de este hospital en estos plazos ha sido posible gracias a la voluntad y compromiso del gobierno y gestores de la Comunidad Autónoma de Madrid, al talento y experiencia de varios de los estudios de arquitectura hospitalaria más cualificados de Europa y a la capacidad de producción de unas empresas constructoras punteras a nivel mundial.

Para poner en contexto este hito sin precedentes, hay que compararlo con los plazos se manejan para una obra de esta entidad, que vienen siendo de aproximadamente diez años.

De 10 años a 3 meses. 

Un proyecto que, como todos (absolutamente todos) los proyectos hospitalarios, ha tenido desviaciones presupuestarias respecto de la previsión inicial. Esto es consecuencia de los imprevistos que se van presentando durante la ejecución de la obra, así como a las ampliaciones de alcances que se van solicitando según la obra avanza. Lo que sí tiene sentido revisar es el coste de construcción por metro cuadrado, y el del Hospital Enfermera Isabel Zendal se encuentra en el promedio de los costes de infraestructuras sanitarias de similares dimensiones. Un coste que se ha conseguido contener a pesar de la celeridad en la ejecución de la obra (trabajar 24 horas al día, 7 días a la semana a tres turnos siempre exige un esfuerzo adicional).

No alt text provided for this image

Y, ¿todos los hospitales son iguales? Evidentemente no. El Hospital Enfermera Isabel Zendal recoge los mejores aprendizajes del Hospital Milagro de Ifema, como la elevada altura de forjados y las continuas renovaciones de aire que hicieron que Ifema fuese el único hospital Covid sin ningún contagio de profesionales. Algo muy relevante en el tratamiento de cualquier patología contagiosa por el aire. Y es que el Hospital Enfermera Isabel Zendal es el hospital más seguro para el tratamiento de la Covid-19, pues su diseño lo asemeja a la seguridad de estar al aire libre sin estarlo, alejándose de los espacios confinados que elevan la viremia y multiplican los contagios.

No alt text provided for this image

Por lo tanto, es un centro singular, ejecutado en un tiempo récord y configurado para obtener los mejores resultados en salud en el tratamiento de patologías como la Covid-19 que también aborda con éxito la dimensión de la experiencia del paciente, humanizando la asistencia al permitirle socializar y movilizarse, sin aislarlo en una habitación (la soledad de los pacientes hospitalizados con Covid-19 es uno de los aspectos más terribles de esta enfermedad).

Con todo lo anteriormente expuesto no debemos olvidar que una infraestructura hospitalaria no deja de ser un medio para que los profesionales sanitarios desarrollen su actividad, y en el Hospital Enfermera Isabel Zendal un excelente equipo de profesionales está luchando todos los días por salvar la vida de los pacientes que atienden. 

No alt text provided for this image

Muchos de estos profesionales son voluntarios y otros han sido destinados a este hospital en base a sus contratos Covid (que desde que se pusieron en marcha, mucho antes del inicio de la construcción del Zendal, ya contemplaban la movilidad como requisito básico, pues un profesional contratado para atender pacientes Covid ha de estar dónde estos pacientes se encuentren; negarse a acatar esta movilidad implica un incumplimiento contractual).

Y si este hospital es una buena idea, si se adelanta a su tiempo, si ha supuesto el mayor éxito en la historia de la ingeniería hospitalaria, si está siendo reconocido internacionalmente (son muchas las visitas que se han producido de gestores hospitalarios de otros países) y si está ayudando a que la sanidad madrileña haga frente a esta tercera ola de la pandemia con mayor éxito, ¿a qué corresponde el bombardeo continuo en su contra al que como ciudadanos nos estamos viendo sometidos?

Sin duda la respuesta a esta pregunta es relevante.

Fecha de publicaciónenero 17, 2021

BELT.ES no se hace responsable de las opiniones de los artículos reproducidos en nuestra Revista de Prensa, ni hace necesariamente suyas las opiniones y criterios expresados. La difusión de la información reproducida se realiza sin fines comerciales. 

Listado de Expertos

Recomendado

Profesión militar: Obediencia debida frente a la obligación de disentir

Con ocasión de la realización de estudios en el Instituto Universitario Gutiérrez Mellado tuve la ocasión de leer y analizar una serie de documentos de opinión que trataban en profundidad las diferentes facetas presentes en el campo de las relaciones cívico-militares; temas que , habitualmente, no han estado presentes en los diferentes cursos y actividades formativas en la enseñanza militar, ni, por supuesto, en la civil.

El amor de Macarena Olona por la Guardia Civil empieza por su pareja, un joven oficial condecorado

El padre de su hijo llegó a la Benemérita como militar de carrera y, los que le...

El paracaidista español que humilló a los «temibles» espías soviéticos

Joaquín Madolell, natural de Melilla y militar del Ejército del Aire, desarticuló la mayor red del espionaje...

Últimas noticias

El peligro de los supervolcanes: un poder destructivo planetario y mucho por saber

El volcán de La Palma es destructivo, pero muy pequeño si se compara con las grandes erupciones...

La Mesa de Coordinación PIC se reúne tras haber completado todos los Planes Estratégicos Sectoriales

La Mesa de Coordinación de Protección de Infraestructuras Críticas (PIC) ha vuelto a reunirse, el miércoles 22, para mantener el contacto operativo...

El Gobierno propone formar sobre Seguridad Nacional en colegios y centros educativos

El nuevo plan de cultura de Seguridad Nacional publicado este jueves en el BOE incide en que nadie "es hoy ya sujeto...

Guard Training Programs: Eight Recommendations

As part of the author’s doctoral thesis, he conducted a thorough review of the Alberta Basic Security Training program in Alberta, Canada,...

LOS VOLCANES DE CANARIAS: GUIA GEOLOGICA E ITINERARIOS

Este libro está escrito pensando en el viajero curioso, y pocos habrá que recorran las Islas Canarias sin interrogarse continuamente sobre el origen de paisajes tan espectaculares.